¿Tienes dudas? Te las resolvemos por whatsapp

En Lémur también somos mamás y papás

Cuando vas a tener un bebé por primera vez, todo son dudas. De repente, de no tener información, pasas a recibir un montón de consejos y opiniones por todas partes. Cuando conocimos los riesgos asociados al sueño, comprendimos también que la evolución y la naturaleza nos daban las respuestas que buscábamos para ofrecerle a nuestros bebés lo necesario para un sueño seguro.

La naturaleza es nuestra inspiración

Sabemos que el mejor colchón para tu bebé, eres tú.

Somos una especie con miles de años de evolución en las espaldas, lo que significa que todo lo que hace falta para criar a nuestros bebés lo llevamos dentro. El cuerpo de la mamá está diseñado para proporcionar todo lo que necesita el recién nacido, y es ahí donde él se siente más tranquilo y seguro. Ese fue nuestro punto de partida a la hora de crear Lémur.

Por eso nos propusimos crear un colchón que imitase el cuerpo de la mamá, donde dejar a nuestros hijos y dormir tranquilos.

Colaboramos con hospitales

Teníamos claro que queríamos diseñar un colchón que fuese el mejor lugar para cualquier bebé, así que nos digirimos a los expertos. Trabajamos estrechamente con hospitales como el Hospital Clínic de Barcelona. Se trata de un hospital humanizado, en el que practican los métodos más respetuosos con la mamá y el bebé, tanto en el parto como el postparto.a

Proyecto Cero Plagiocefalia

El estudio consistió en dividir en dos grupos equitativos a los bebés prematuros que ingresaron en BCNatal. Un grupo de bebés durmió sobre colchones Lémur, el otro sobre colchones convencionales. El grupo que utilizó Lemur y en apenas mes y medio, redujo la deformación de la cabecita un 30%, mientras que sobre colchones convencional la deformación se duplicó al doble de su tamaño.

A día de hoy, todos los bebés del BCNatal descansan seguros sobre Lémur.
“Buenas tardes, ayer por la tarde recibí el colchón y quería daros las gracias. Tengo otro hijo y no conseguí que durmiera en su minicuna mas de 10 minutos, era tumbarlo y empezar a llorar y moverse. Estaba desesperada cuando me pasó lo mismo con el segundo y después de contactar con vosotros, ¡teníais razón y mi bebé duerme genial! Era cuestión de la sábana y el colchón. Me emociono de verlo. Muchas gracias!”

Tribu Lémur

Creemos que las buenas relaciones se construyen gracias a la confianza, y por ello nos encanta hablar a diario con mamás y papás sobre el sueño de sus bebés, asesorándoles según sus necesidades específicas.
Carrito